Un camino por el séptimo chakra

Un camino por el séptimo chakra

Seguramente ya hayas escuchado respecto a los diferentes chakras que existen. En el plano de la espiritualidad existen un total de siete chakras y cada uno de ellos hace referencia a un aspecto de nuestra espiritualidad. Acompañanos a descubrir más sobre el séptimo chakra.

El día de hoy, queremos hablarte un poco respecto al último de los chakras, es decir, el séptimo. Este chakra destaca por ser un receptor de la energía divina que es capaz de conectarnos con dimensiones más elevadas. Si te interesa conocerlo, sigue leyendo, ya que vamos a explicarte todo al respecto.

¿Qué es el séptimo chakra?

El séptimo chakra, también conocido como Sahasrara es considerado como el más útil de todos. Es el chakra del alma, el de la luz blanca y es una referencia para que el cuerpo pueda regresar al cuerpo físico luego de los viajes astrales.

Este chakra se ubica en la parte más alta de la cabeza, específicamente en la coronilla. Es por ello por lo que también es conocido como el chakra corona. Puede representarse en diferentes colores, pero generalmente es violeta o blanco.

Este chakra se encarga de conectar a las personas con los estados más altos de la existencia y de la conciencia. Se encarga de conectarnos con el universo y la divinidad. Las personas que logran abrir o despertar su séptimo chakra, cuentan con un amplio conocimiento. Además, permite entrar en un estado de paz y serenidad superior.

¿Cómo se mantiene el equilibrio del séptimo chakra?

Mantener el equilibrio del séptimo chakra no es algo sencillo, sin embargo, una vez lo dominas podrás hacerlo en cualquier momento. Para lograrlo, lo más importante es la meditación, debes vaciar tu mente de pensamientos y recitar el mantra OM. Con esto, estarás en el camino para mantener el equilibrio.

Otra de las cosas que puedes intentar es realizar una visualización a través de un cuarzo transparente. Deberás tomarlo en tu mano y sentir cómo eres rodeado por una luz, generalmente violeta. Debes ir abriendo cada uno de los chakras hasta llegar al séptimo. En este momento, tu mente deberá estar completamente vacía y empezarás a sentir como te vuelves uno con el universo.

¿Cómo sé si mi chakra está bloqueado o demasiado abierto?

En ocasiones, puedes enfrentarte a la situación de que el chakra se encuentre bloqueado o incluso, que esté demasiado abierto. El equilibrio es una parte fundamental de este, por lo que es importante que sepas detectar cada una de las situaciones.

Chakra bloqueado. Cuando se encuentra bloqueado o inactivo, la persona suele recurrir excesivamente a la magia. Aquellas personas que cuentan con este chakra bloqueado suelen estar muy obsesionados con las supersticiones, lo cual puede hacer que la persona empiece a manifestar rasgos paranoicos.

Chakra demasiado abierto. El chakra también puede llegar a estar sobre desarrollado o demasiado abierto. En este caso, las personas pueden desarrollar trastornos de la personalidad, como, por ejemplo, un aislamiento o rechazo a otras personas. Estas personas suelen alejarse de la vida cotidiana y tienden a tener poca comunicación con el resto de las personas.

Piedras relacionadas

Al igual que ocurre con el resto de chakras, el séptimo chakra cuenta con una serie de piedras que se encuentran relacionadas con este. A continuación, te diremos cuáles son esas piedras y minerales que están relacionados a estos.

  • Piedra de luna.
  • Ópalo noble negro.
  • Calcita blanca.
  • Ópalo noble blanco.
  • Cuarzo claro.
  • Amatista
  • Diamante Herkimer.
  • Obsidiana arcoíris.

Otras cosas que pueden ayudarte a activarlo

Ya sabemos que el séptimo chakra se despierta o se activa por medio de la meditación. Sin embargo, hay ciertos alimentos, aceites y otros elementos que pueden ayudarte a abrirlo. Cualquiera de ellos te puede servir, sin embargo, debes encontrar cuál de ellos te va mejor.

Alimentos: alcachofa, remolacha, rábano blanco, champiñones, berenjena, pescado y arroz.

Frutas y frutos secos: nueces, cerezas, ciruelas, coco, higos.

Tés e infusiones: café, jengibre.

Aceites esenciales: palo de rosa, geranio.

Si te das cuenta de que no puedes meditar lo suficiente o te es difícil llegar al estado de meditación necesario para activarlo, puedes probar con estos elementos. Seguramente te van a ser de mucha utilidad para que logres despertar el séptimo chakra.

 

Respira, Enfoca, Medita… Sé.
Hasta la próxima…
Namaste!

4 replies on “Un camino por el séptimo chakra

  • Teodoro

    Me encanto el articulo por la sencillez como se explica, y por la amplitud y profundidad de la información. Que bueno poder leer ese tipo de información valiosa de manera rápida. Aprovecho para felicitar a la diseñadora de las japamalas.

    Responder
    • Judith Tomàs

      Muchas gracias Teodoro!
      Esperamos siempre poder aportar algo a tu vida a través de nuestra experiencia!
      Gracias por escribir!

      Namaste

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *